Audioclasica

Aquellos violinistas egipcios, descendientes de los faraones…

5 00054364

El 28 de septiembre de 1908 moría en Biarritz el violinista navarro Pablo de Sarasate. El 26 de enero del mismo año nacía en París Stéphane Grappelli. A pesar de no ser gitano ninguno de ellos, su arte y sus nombres quedarían ligados, de forma más o menos accidental, al deslumbrante virtuosismo que este pueblo legó a la cultura universal. El primero, a través de sus popularísimos Aires Gitanos op. 20, y el segundo, como cofundador, junto a Django Reinhardt del manouche (jazz gitano). Aprovechamos esta doble efeméride para aproximarnos a este exuberante mundo de virtuosismo violinístico gitano: la música…

5 00054364El 28 de septiembre de 1908 moría en Biarritz el violinista navarro Pablo de Sarasate. El 26 de enero del mismo año nacía en París Stéphane Grappelli. A pesar de no ser gitano ninguno de ellos, su arte y sus nombres quedarían ligados, de forma más o menos accidental, al deslumbrante virtuosismo que este pueblo legó a la cultura universal. El primero, a través de sus popularísimos Aires Gitanos op. 20, y el segundo, como cofundador, junto a Django Reinhardt del manouche (jazz gitano). Aprovechamos esta doble efeméride para aproximarnos a este exuberante mundo de virtuosismo violinístico gitano: la música zíngara.

Con esta entradilla arrancaba nuestro colaborador Rafael fernández de Larrinoa, en el número 133 de nuestra revista, un atípico artículo dedicado a la música zíngara. Esta semana, en nuestra hemeroteca, lo rescatamos.

Pincha aquí para acceder al artículo