Audioclasica

21-VI-2019 Un Mozart desleído

FLORENCIA MAGGIO MUSICALE. Teatro  MATTIA OLVIERI, SERENA GAMBERONI, SIMONE DEL SAVIO, MIRIAM ALBANO.  ORQUESTA Y CORO DEL TEATRO. SONIA BERGAMASCO: dirección escénica. KRISTIINA POSKA: directora musical Mozart: Le nozze di Figaro Aforo:1800. Asistencia: 70%  Tiene delito aburrirse con Mozart, y eso pese a algunas buenas actuaciones. Pero –y siempre es cierto- cuando lo que falla es la concepción del director (directora en este caso) es lo que pasa. Poska trabaja en Suiza y Bélgica, pero francamente no sé a qué se debe que haya llegado a Florencia. Batuta más gris, insípida y con tiempos uniformes y poco adecuados (por lo…

© Michele Monasta

FLORENCIA

MAGGIO MUSICALE. Teatro 

MATTIA OLVIERI, SERENA GAMBERONI, SIMONE DEL SAVIO, MIRIAM ALBANO.  ORQUESTA Y CORO DEL TEATRO. SONIA BERGAMASCO: dirección escénica. KRISTIINA POSKA: directora musical

Mozart: Le nozze di Figaro

Aforo:1800. Asistencia: 70% 

Tiene delito aburrirse con Mozart, y eso pese a algunas buenas actuaciones. Pero –y siempre es cierto- cuando lo que falla es la concepción del director (directora en este caso) es lo que pasa. Poska trabaja en Suiza y Bélgica, pero francamente no sé a qué se debe que haya llegado a Florencia. Batuta más gris, insípida y con tiempos uniformes y poco adecuados (por lo general muy lentos) cuesta imaginar. También debutaba en la puesta en escena de la lírica una italiana procedente del teatro de prosa (y de la escuela de Strehler) que al parecer ha hecho cosas interesantes. No aquí, donde algunas soluciones fueron risibles o equivocadas (finales de acto segundo y tercero, e incluso primero), y en el cuarto subieron de punto (estatua animada, ciervo más adecuado para el último acto de Falstaff). Decorados muy simples bicolores o monocolores, vestuario adecuado, alguna luz interesante y poca dirección de actores –algunos gestos aparte.

© Michele Monasta

© Michele Monasta

Coro (preparado por  Lorenzo Frattini) correcto y orquesta técnicamente buena (no es su culpa el enfoque o no enfoque de la directora). Debutaba en el Conde Olivieri y se puede esperar que en otro contexto sea brillante; aquí fue muy bueno (la voz es la más importante y timbrada del elenco, y va a más) y pese a algunos momentos inciertos en el segundo acto cantó con la calidad que se le conoce (hasta arriesgó el trino al final de su aria, que en estas condiciones era una audacia poco aconsejable, y salió con bien del paso). Muy bien asimismo la Susana de Mastrangelo, que ya muestra también tendencia a desarrollar una voz de importancia. La tiene sin duda Del Savio (Fígaro), que es algo carente en los graves y proyecta un imagen más bien de cantante de ópera italiana cómica del siglo XIX. Gamberoni es una fina cantante, pero la voz sigue siendo la de una soubrette y para la Condesa carece de amplitud y belleza. Albano es un Cherubino tan correcto como desvaído en todos los aspectos, y demasiado femenino. Patrizia Cigna canta Marcelina, que no conviene a una líricoligera como ella (para colmo con agudos desagradables). El Bartolo de Emanuele Cordaro es tan correcto como plúmbeo. Bien el Antonio de Patrizio La Placa y el Curzio de Claudio Zazzaro. Simpático pero con poca voz el Basilio de Dave Monaco (y la restitución de su aria y la de Marcelina no fue ventajosa para nadie y tampoco para el público). Público bastante numeroso y al final aplaudidor. El Maggio Musicale debe y puede hacerlo no sólo mejor, sino muy distinto.

Jorge  Binaghi

essay writing servicepay for essaybuy custom essays