Audioclasica

08-X-2019 Il suo nome è… Amor!

BARCELONA Gran Teatre del Liceu. Temporada 2019-2020 LINDSTROM, KUNDE, HARTIG, JERKUNICA. ORQUESTRA SIMFÒNICA I COR DEL GRAN TEATRE DEL LICEU. JOSEP PONS, dirección musical. FRANC ALEU / SUSANA GÓMEZ, dirección escénica y videocreación. CARLES BERGA / FRANC ALEU, escenografía. Giacomo Puccini: Turandot Aforo: 2286 Asistencia: 95% Como título inaugural de la temporada que conmemora el vigésimo aniversario de su reapertura tras el incendio de 1994, el Gran Teatre del Liceu programó la ópera con que se alzó de nuevo su telón: Turandot, en una propuesta escénica que, en sustitución de la reconocida de Nuria Espert con que se reabrió el…

© A. Bofill. Acto II

BARCELONA

Gran Teatre del Liceu. Temporada 2019-2020

LINDSTROM, KUNDE, HARTIG, JERKUNICA. ORQUESTRA SIMFÒNICA I COR DEL GRAN TEATRE DEL LICEU. JOSEP PONS, dirección musical. FRANC ALEU / SUSANA GÓMEZ, dirección escénica y videocreación. CARLES BERGA / FRANC ALEU, escenografía.

Giacomo Puccini: Turandot

Aforo: 2286 Asistencia: 95%

Como título inaugural de la temporada que conmemora el vigésimo aniversario de su reapertura tras el incendio de 1994, el Gran Teatre del Liceu programó la ópera con que se alzó de nuevo su telón: Turandot, en una propuesta escénica que, en sustitución de la reconocida de Nuria Espert con que se reabrió el coliseo barcelonés, suponía el debut en ese cometido de Franc Aleu, tras sus experiencias en el escenario liceísta con La Fura dels Baus.

© A. Bofill. Acto I. Hartig, Kunde y Jerkunica

Conserva Aleu el sofisticado sello furero, ofreciendo en esta ocasión para el título pucciniano un entorno en que comunidades internáuticas, retro-tecnológico exotismo y visualidad distorsionada se conjugan: la proyección de geometrías y gráficos móviles, que generan espacios imposibles y texturados sobre una versátil estructura robotizada troncopiramidal – tan pronto sala de torturas de los malhadados pretendientes de Turandot y de Liù como colosal trono imperial– , se conjuga con una iluminación potente, un vestuario híbrido (a medio camino entre el traje de realidad virtual y el elemento “oriental” esencializado o palmario) y un simbolismo cromático eficaz en su simplicidad. Quizá se haya extremado demasiado el concepto de inicio, con una disociación de realidades entre Calaf y el tándem Turandot/Liù en exceso evidente, pero no cabe dudar de la fluidez del movimiento escénico ni del impacto de muchos de los momentos de la propuesta, como los finales de los dos primeros actos, la primera aparición de la princesa innombrable, la atmósfera de la ciudad desvelada e inquieta del comienzo del acto tercero o la imagen eléctrica del sacrificio de Liù.

© A. Bofill. Acto III. Lindstrom y Kunde

© A. Bofill. Acto I. Kunde, Marsal, Vas y Atxlandabaso

Por orden de protagonismo creciente en el segundo reparto de la producción, es necesario subrayar la buena caracterización vocal del trío cómico (Toni Marsal, Francisco Vas, Mikeldi Atxalandabaso), quienes resolvieron con nota sus papeles en la escena inicial del acto segundo, así como la nobleza de emisión del Timur de Ante Jerkunica y la justeza de estilo de la rumana Anita Hartig (Liù), cálida y con muy adecuada mesa di voce. Un correcto “Nessun dorma” y una contribución algo más lograda al dúo final fueron las mejores bazas del Calaf de Gregory Kunde, esforzado y potente, aunque con cierta inflexibilidad en el fraseo y tirantez en los momentos de ocupación reiterada de la zona aguda; frente a él, la debutante Lise Lindstrom encarnó una Turandot irregular, con vibrato poco regulado y algunas afinaciones discutibles en su racconto del acto segundo y en franca mejoría en el tramo final de la ópera.

© A. Bofill. Acto II

© A. Bofill. Acto I

Magníficas (y comienza a ser buena costumbre) las participaciones del coro y enérgica la dirección de Pons, para extraer tanto el acento rítmico y color orquestal requeridos (así, en el finale del primer acto) como el detalle tímbrico y dinámico exquisito, en el clima nocturno del inicio del tercero; si la dirección de escena fue recibida con palpable división de opiniones, no así la labor de la orquesta y coro liceísta, con larga ovación ampliada también a la labor de Jerkunica, Hartig y Kunde.

Germán Gan Quesada

essay writing servicepay for essaybuy custom essays