Audioclasica

11.IV.2016. Valores consolidados y en ascenso

1_Paris_Bellini_04-11-2016

PARÍS. Théâtre des Champs-Élysées 11-IV-2016 SABINE DEVIEILHE, JOHN OSBORN, NICOLA ULIVIERI, JENNIFER MICHEL. Orchestre de Chambre de Paris. Les Cris de Paris (GEOFFROY JOURDAIN, DIRECTOR).CHRISTOPHER FRANKLIN, DIRECCIÓN MUSICAL. Bellini: La Sonnambula Aforo: 2.500 Asistencia: 95% Esta ópera de Bellini gana en versión de concierto cuando uno puede concentrarse en sus valores musicales (el libreto, considerando el original, no es malo, pero su puesta en escena oscila entre lo ridículo tradicional y lo ridículo moderno).Franklin es muy competente en este repertorio aunque tiende a dar demasiado énfasis e ‘importancia’ a cada momento, venga o no a cuento en una obra que…

1_Paris_Bellini_04-11-2016PARÍS. Théâtre des Champs-Élysées

11-IV-2016

SABINE DEVIEILHE, JOHN OSBORN, NICOLA ULIVIERI, JENNIFER MICHEL. Orchestre de Chambre de Paris. Les Cris de Paris (GEOFFROY JOURDAIN, DIRECTOR).CHRISTOPHER FRANKLIN, DIRECCIÓN MUSICAL.

Bellini: La Sonnambula

Aforo: 2.500 Asistencia: 95%


Esta ópera de Bellini gana en versión de concierto cuando uno puede concentrarse en sus valores musicales (el libreto, considerando el original, no es malo, pero su puesta en escena oscila entre lo ridículo tradicional y lo ridículo moderno).Franklin es muy competente en este repertorio aunque tiende a dar demasiado énfasis e ‘importancia’ a cada momento, venga o no a cuento en una obra que no es trágica ni ‘seria’. La orquesta (43 ejecutantes que parecían una sinfónica al completo) es excelente y magnífico el coro Les Cris de Paris, que se lució en cada intervención. Tal vez habría que afinar en los dos roles menores, pero ya la Teresa de la mezzo Rachel Kelly era estimable aunque cada camino por recorrer. Muy interesante la ‘seconda donna’ (Lisa) de la ascendente Michel aunque el timbre parezca impersonal, pero tiene extensión y muy buena técnica y estilo. Ulivieri mejoró con respecto a su desempeño en el mismo papel del Conde que resultó pálido en Barcelona, y si vocalmente todo estuvo en su sitio, su expresividad sigue siendo reducida (o bien no cree demasiado en lo que canta). Osborn maravilla en cada una de sus interpretaciones; su Elvino fue memorable y eso que no estaba en su noche más feliz, pero precisamente ahí es cuando se ve la clase de un cantante que, pese a alguna incomodidad, logra dar el personaje de modo superlativo y no sólo por la proeza técnica. Devieilhe lleva relativamente poco tiempo, pero ya es una benjamina del público. Y con razón: vocalmente tiene una extensión impresionante (con poco grave, como corresponde a una lírico ligera) y una facilidad para apianar y ejecutar todo tipo de ornamentos y agilidades. Su italiano es perfecto y como intérprete habrá que esperarla en una versión escénica, pero vocalmente no sé quién hoy lo puede hacer mejor…

Jorge Binaghi

Crédito: © Jean-Philippe Raibaud